Cambio climático y la resiliencia comunitaria

lunes, noviembre 22, 2021

Colaboración entre el Programa de Resiliencia Ante Inundaciones en México y el Centro de Clima.

Elaborado por: Cale Johnstone, Gestora de Conocimiento, Cruz Roja Mexicana

Durante los últimos dos años, la Cruz Roja Mexicana (CRM) y el Centro del Clima (CC) de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja (FICR), han colaborado para integrar el tema del cambio climático al proyecto de resiliencia comunitaria ante inundaciones en el estado de Tabasco, en el sureste de México.

Desde 2014, la Cruz Roja Mexicana, junto con la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) y la Alianza para la Resiliencia ante Inundaciones de Zurich (ZFRA por sus siglas en inglés), se han dedicado al fortalecimiento de la resiliencia comunitaria. El Programa de Resiliencia ante Inundaciones en México (PRAIM) ha desarrollado capacidades y reducir vulnerabilidades en más de 20 comunidades afectadas por inundaciones en Tabasco, México. Uno de los principales logros ha sido la formación de brigadas comunitarias capacitadas y equipadas para responder a emergencias y desastre. Actualmente, el programa se desarrolla en 10 comunidades de Tabasco y en 4 cabeceras municipales del estado de San Luis Potosí.

El PRAIM se implementa acorde a objetivos establecidos, entre los que se encuentra el desarrollar acciones de preparación ante impactos relacionados al cambio climático. Para fortalecer las estrategias comunitarias para el cumplimiento de las metas, la Cruz Roja Mexicana tiene el soporte de los Centros de Referencia establecidos por la FICR, los cuales aportan conocimiento especializado a las actividades del Movimiento en todo el mundo.

Uno de los Centros de Referencia que ha guiado y sustentado el trabajo del PRAIM en la Cruz Roja Mexicana es el Centro del Clima, el cual tiene el objetivo de “reducir los impactos del cambio climático y los eventos climáticos extremos en las personas vulnerables”[1]. A través de esta colaboración, la Cruz Roja Mexicana y el Centro del Clima amplían el acceso de información climática enfocada a contextos locales para las mismas comunidades; esto permite incorporar la consciencia y la acción sobre el cambio climático al proceso del desarrollo de la resiliencia comunitaria ante inundaciones.

“Esta colaboración no comenzó con un objetivo específico a alcanzar, sino que durante los últimos años ha evolucionado de forma natural en una colaboración de beneficio mutuo”.

Brenda Ávila Flores, Coordinadora PRAIM.

El trabajo colaborativo con el Centro del Clima ha permitido considerar de manera determinante el tema del impacto del cambio climático en las actividades del Programa. Se han identificado de manera conjunta áreas de oportunidad que provienen de desafíos sobre la construcción del conocimiento comunitario en torno a la reducción del riesgo ante inundaciones.

Desafío 1: Construir una base de conocimiento sobre el cambio climático en las comunidades del programa

Durante una primera fase de colaboración, el Centro del Clima facilitó el acceso de información sobre el cambio climático al equipo de terreno de CRM en Tabasco y proporcionó la metodología participativa para compartir este conocimiento a nivel comunitario. El Climate Training Kit (CTK) y el programa de Youth Adapt (Y-Adapt) son dos recursos que el Centro del Clima compartió con el equipo de terreno en 2019. La plataforma virtual permitió que el equipo se capacitara de forma independiente en los temas relevantes; además, adaptaron los materiales y actividades del CTK y Y-Adapt al contexto local de Tabasco y al riesgo especifico de las inundaciones.

“La flexibilidad de los materiales permite que el equipo de terreno utilice su amplia experiencia y conocimiento del contexto local para adaptar las actividades y así lograr un impacto más eficaz”.

Guadalupe de Jesús Pérez Camacho, miembro del equipo de terreno del PRAIM en Tabasco.

A principios del 2020, y después de profundizar su conocimiento del CTK y Y-Adapt, el equipo de terreno, junto con un grupo de voluntarios, visitó la escuela secundaria de la comunidad de Las Nieves para realizar una sesión de juegos interactivos enfocados en el cambio climático. Los alumnos de 14 y 15 años de edad participaron con entusiasmo en las actividades basadas en las diferencias entre el tiempo y el clima y pudieron aportar algunos conocimientos sobre el cambio climático que habían comenzado a desarrollar en sus clases. El éxito de este primer evento impulsó al equipo de terreno a continuar trabajando con los materiales de CTK y Y-Adapt, así como a agendar otras actividades escolares, con el objetivo de profundizar el conocimiento sobre este tema e impulsar acciones de mitigación y adaptación a los efectos del cambio climático.

Debido a la pandemia por COVID-19, las escuelas en México adaptaron la enseñanza en modalidad a distancia y se suspendieron todas las actividades presenciales no esenciales de la Cruz Roja Mexicana a nivel nacional. La accesibilidad de los recursos de CTK y Y-Adapt permitió al equipo de terreno seguir consultando los materiales de forma periódica y durante el año 2020 observaron una serie de actualizaciones en la plataforma en línea, principalmente la adaptación de las actividades para sesiones no-presenciales y un incremento significativo en la cantidad de recursos disponibles en español.

Adicionalmente, las inundaciones que afectaron a Tabasco durante octubre y noviembre del 2020 limitaron aún más las oportunidades para realizar actividades con la población juvenil; como consecuencia, el equipo de terreno cambió su estrategia para centrarse en la capacitación en preparación para la réplica futura.

En septiembre de 2021, el Centro del Clima facilitó la capacitación del Y-Adapt al personal del PRAIM y a los voluntarios de las delegaciones de Cruz Roja Mexicana que colaboran con el proyecto, con la finalidad de formar facilitadores de CTK y Y-Adapt y, de esa forma, ampliar la capacidad de cada Delegación para implementar actividades sobre el cambio climático en las comunidades posteriormente.

Desafío 2: Escalar los escenarios climáticos al nivel local

Gracias a su experiencia en el campo de la gestión y respuesta a desastres, la Cruz Roja Mexicana y el Centro del Clima son expertos en encontrar oportunidades a pesar de las situaciones difíciles. A lo largo del 2020, la Cruz Roja Mexicana y el Centro del Clima avanzaron en su segundo desafío colaborativo: el escalamiento de los escenarios climáticos globales al nivel de la comunidad local. Generalmente, los impactos de los fenómenos globales, como el cambio climático, se describen también en términos globales. Sin embargo, el fortalecimiento de la resiliencia comunitaria requiere de una comprensión local de los impactos que enfrenta la comunidad derivados de estos fenómenos. Esta paradoja motivó al equipo a buscar la forma de contextualizar la información sobre los impactos del cambio climático a las comunidades de Teapa, Tabasco.

«Por lo general, el cambio climático se presenta como un fenómeno global con impactos globales y la gente se pregunta ‘¿cómo afectará esto a mi comunidad? ‘¿Cómo cambiará esto mi vida cotidiana?».

Juan Bazo, Asesor científico y punto focal del Centro del Clima para América Latina.

El Panel Intergubernamental del Cambio Climático (IPCC) elabora los escenarios globales del cambio climático. Estos escenarios describen los diferentes caminos que puede tomar el cambio climático y el impacto ambiental y social que cada uno podría causar. En México, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) genera modelos nacionales que enfocan las predicciones y posibles resultados del cambio climático en el territorio mexicano. En el 2020, la Cruz Roja Mexicana y el Centro del Clima trabajaron para continuar este proceso de escalamiento desde el nivel global y nacional al nivel estatal en Tabasco y finalmente al nivel comunitario en el municipio de Teapa.

El equipo de colaboración integró la experiencia técnica con el conocimiento del contexto local para crear un documento de referencia (único en su tipo) sobre el cambio climático local. Para elaborar los escenarios climáticos locales, se analizaron tres variables principales: temperatura mínima, temperatura máxima y precipitación media. Con base en estos datos, el documento presenta los posibles escenarios futuros del clima de Teapa. Si bien estas no son predicciones, los escenarios climáticos se pueden usar para evaluar los posibles impactos del cambio climático y tomar acciones preventivas o de mitigación temprana. El equipo también realizó un Análisis de las Vulnerabilidades y Capacidades (AVC) de los principales sectores de la región: ganadero, agrícola y social. A través de reuniones y entrevistas a integrantes de las comunidades, el equipo unificó la experiencia técnica con el conocimiento local para lograr una percepción integral del riesgo.

“Los desastres relacionados con el clima son cada vez más frecuentes en todo el mundo y nuestro enfoque siempre está en cómo estos eventos impactan a las personas y comunidades”.

Nadia Ortega, Oficial Sénior en Gestión del Riesgo de Desastres, Oficina Regional de las Américas (FICR)

Las revisiones finales de esta guía técnica están en marcha y próxima ser compartida con las comunidades de Teapa, Tabasco, y con otros actores comunitarios claves para la resiliencia. El acceso de la información climática focalizada hacia las comunidades puede facilitar la consideración de los efectos del cambio climático como parte de la toma de decisiones. Además, una mayor comprensión de las amenazas presentes puede permitir que una comunidad desarrolle resiliencia y emprenda actividades adecuadas de preparación. Este documento también puede servir como base para las actividades de sensibilización que realiza el equipo de terreno de la Cruz Roja Mexicana en Tabasco para crear conciencia sobre el cambio climático y enfatizar la importancia de la resiliencia comunitaria.

Conclusiones y lecciones aprendidas

La colaboración entre la Cruz Roja Mexicana y el Centro del Clima ha facilitado un método para introducir el tema del cambio climático en las actividades del fortalecimiento de la resiliencia comunitaria a través de juegos interactivos dirigidos principalmente a los jóvenes. Además, la experiencia del equipo de terreno de Tabasco en la implementación comunitaria del Climate Training Kit (CTK) y Youth-Adapt (Y-Adapt) ha ofrecido la oportunidad de retroalimentar el Centro del Clima. La incorporación de estos recursos al trabajo comunitario en Tabasco fortalece el Programa de Resiliencia ante Inundaciones al profundizar la comprensión de los fenómenos naturales que amenazan a las comunidades. La guía técnica desarrollada por el equipo de colaboración adapta los escenarios globales de cambio climático al contexto local de Teapa, Tabasco, contextualizando los posibles impactos. Las actividades para informar y sensibilizar sobre el cambio climático y promover acciones pueden tener un impacto más significativo si la información general y global se puede traducir al contexto local. El interés y compromiso de las personas para implementar acciones aumentan cuando los mismos miembros de la comunidad se sienten conectados con el tema. La distribución de este documento de referencia podría motivar a otras organizaciones para adoptar enfoques innovadores que aseguren que la información sobre el cambio climático esté disponible, accesible y relevante para todos y, por lo tanto, garantizar que los tomadores de decisiones la tomen en cuenta.

“La Cruz Roja Mexicana ha acumulado experiencia trabajando en la resiliencia comunitaria y la preparación para desastres, y esta colaboración con el Centro del Clima nos ha brindado la experiencia técnica y la orientación para incorporar el cambio climático en nuestras actividades”.

Gabriel Reyes, Coordinador Operativo, PRAIM

La colaboración es una forma poderosa de unir diversas habilidades, experiencias y herramientas con la finalidad de sumar esfuerzos para lograr resultados más impactantes y con mayor alcance. Este período de estrecha colaboración entre la Cruz Roja Mexicana y el Centro del Clima ha sido una experiencia constructiva y gratificante para ambas partes. Aunque los cambios provocados por la pandemia de COVID-19 fueron un gran obstáculo, el equipo logró descubrir formas innovadoras de incorporar el tema del cambio climático a las actividades del fortalecimiento de la resiliencia comunitaria.

Para más Información:

Brenda Ávila Flores, Coordinadora de Programa, bavila@cruzrojamexicana.org.mx

Cale Johnstone, Gestora de Conocimiento, johnstone.cale@gmail.com


[1] International Federation of the Red Cross and Red Crescent Societies, 2019. Red Cross Red Crescent Reference Centres: Bridging research, learning and practice. https://media.ifrc.org/ifrc/wp-content/uploads/2021/02/final-002-3.pdf

publicar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


comentarios