Para construir ciudades resilientes debemos considerar el problema de las viviendas precarias como una emergencia de vida o muerte 13/07/2017


Para construir ciudades resilientes debemos considerar el problema de las viviendas precarias como una emergencia de vida o muerte

La escena es tan familiar como trágica: un devastador huracán o terremoto arrasa una zona poblada de un país pobre, causa muchas víctimas y satura los recursos y la capacidad de los equipos de rescate y de las salas de emergencia en los hospitales. El personal encargado de responder en primer lugar a una catástrofe debe recurrir al “triaje”: una estrategia médica para usar los recursos existentes de la manera más eficiente posible con el fin de salvar vidas y reducir, al mismo tiempo, el número de muertes.
Pero si los Gobiernos aplicaran el triaje al ámbito de las viviendas precarias, esta estrategia médica sería mucho menos frecuente, porque en el mundo en desarrollo las casas son la principal causa de muerte de personas y no los desastres.

En todo el mundo, la mayoría de las lesiones y muertes provocadas por las catástrofes naturales son el resultado de una calidad deficiente de las viviendas. En América Latina y el Caribe, por ejemplo, un tercio de la población −200 millones de habitantes− vive en asentamientos informales, con una alta densidad de unidades habitacionales potencialmente letales. En el caso del terremoto de magnitud 7.0 que afectó a Haití en 2010 y que causó la muerte de 260 000 personas, el 70 % de los daños estuvo relacionado con las viviendas. (PDF, en inglés) Del mismo modo, si un terremoto de magnitud 8.0 azotara a Perú, se estima que los daños en las viviendas provocarían el 80 % de las pérdidas económicas.

Sin embargo, la historia es diferente en los países ricos. En la última década, el 47 % de los desastres mundiales ocurrió en las naciones de ingreso alto, pero solo el 7 % de las muertes se atribuyó a dichas catástrofes.

Este es un problema con una solución conocida: para tener ciudades resilientes (i) es necesario tener viviendas resilientes. En la Plataforma Global para la Reducción del Riesgo de Desastres 2017, unos 5000 profesionales y representantes de círculos académicos, la sociedad civil y el sector privado debatirán cómo se puede aumentar la resiliencia urbana. (i)
Con el objetivo de reducir el impacto de los desastres en los más pobres y vulnerables y fortalecer su capacidad de recuperación, los Gobiernos deben centrar su atención en las viviendas precarias y poner en marcha programas dirigidos a prevenir que los daños en las casas causen lesiones, muertes y miseria económica innecesarias.
Los fondos para vivienda ya son escasos, por esta razón proponemos recurrir a los manuales médicos y adoptar una estrategia de triaje para disminuir los riesgos planteados por las viviendas, siguiendo la propuesta original del libro Peace of Mind in Earthquake Country, (i)y que comprende tres pasos:

En primer lugar, se deben identificar las viviendas donde no puede reducirse el riesgo y donde las intervenciones definitivamente salvarán vidas.

Las casas ubicadas en zonas de alto riesgo, como en una falla o en terrenos donde se producen desprendimientos de tierra, deben declararse inhabitables y los residentes tienen que ser reubicados. (i) Perú aprendió esta lección recientemente de la manera más dolorosa cuando deslizamientos de tierra e inundaciones destruyeron viviendas en lugares en que el riesgo no podía ser mitigado, causando la muerte de numerosas personas y afectando a más de 1 millón de habitantes.

En segundo lugar, se deben identificar las viviendas con riesgos estructurales muy elevados que podrían ser reparadas.

Los ingenieros expertos en construcción de viviendas, al igual que el personal de emergencia que sabe quiénes son las víctimas que necesitan atención inmediata, pueden observar un grupo de unidades habitacionales y determinar rápidamente cuáles presentan problemas estructurales. Por ejemplo, una casa de madera en Estados Unidos o Japón que no esté bien cimentada, que no tenga suficiente contrachapado en áreas críticas, y en que exista una chimenea de ladrillo, es probable que se derrumbe durante un terremoto. Si se abordaran estos tres riesgos, una estructura peligrosa como esta se podría convertir en un lugar lo suficientemente sólido, que incluso podría estar cubierto por una póliza de seguros.

Por último, se deben identificar las unidades habitacionales que presentan un riesgo estructural moderado a alto.

La buena noticia es que la gran mayoría de las viviendas precarias en el mundo en desarrollo se encuentran en zonas donde el riesgo puede ser mitigado. Estas casas han sido construidas con materiales y métodos de construcción seguros. Aplicar la estrategia de triaje en el sector de la vivienda −que tiene bajos costos iniciales− para identificar y reacondicionar estas casas podría salvar vidas.

No obstante, esta estrategia por sí sola no aumentará la resiliencia de las ciudades. Las políticas públicas de vivienda, incluso bien intencionadas y acompañadas de esta estrategia de triaje rentable, necesitan el apoyo de los sectores de la ingeniería, la construcción y los seguros. Toda política de vivienda, que procure aumentar la resiliencia, tendrá que incluir:

  1. Soluciones de bajo costo de mejoramiento de las viviendas, y eventualmente trabajos caseros de reparación o bricolaje;
  2. Mejores subsidios para la rehabilitación de viviendas;
  3. Incentivos para propietarios dispuestos a mejorar la seguridad física de sus hogares, y
  4. Préstamos asequibles y productos de seguros para aumentar y mantener la seguridad de las viviendas.


Anualmente, los propietarios invierten hasta 30 veces más en mejoras de sus viviendas que el gasto público destinado a programas habitacionales. Y, sin embargo, los recursos usados en renovar las viviendas constituyen una inversión que podría redundar en beneficios políticos, sociales y económicos significativos.

Los Gobiernos ya están invirtiendo en la rehabilitación de escuelas donde los niños pasan solo un tercio de su tiempo. ¿Por qué no invierten en hacer más seguras las estructuras donde los niños pasan dos tercios de su tiempo?

Además, las compañías de seguros podrían obtener ganancias cuantiosas al ofrecer productos dirigidos a los propietarios, cuyas viviendas presentan un nivel de seguridad estructural aceptable.

El mejoramiento estructural de las viviendas es una iniciativa beneficiosa para todas las partes involucradas.

Fuente: Banco Mundial

Leer

Alerta Roja por fuerte lluvia en la GAM; severas inundaciones 12/07/2017


Una fuerte tormenta azota esta tarde la zona norte de la capital alertó Protección Civil a través de su cuenta de Twitter. La dependencia capitalina activó la Alerta Roja para la delegación Gustavo A. Madero, puesto que se espera caigan entre 50 y 70 mm de agua.

De acuerdo a los valores acumulados de precipitación registrada hasta las 19:00 horas de este lunes por Sacmex, la estación Coyol en la delegación Gustavo A. Madero es la que mayor registra con 57.66 mm, seguida de la estación 100 metros en Gustavo A. Madero con 57.40 mm.

En tanto que el Centro de Comando, Control, Computo, Comunicación y Contacto Ciudadano de la Ciudad de México indicó que la tormenta se intensifica en la delegación Miguel Hidalgo, sobre todo en la zona de Chapultepec.

Mientras que las delegaciones Cuauhtémoc, Azcapotzalco, Tlalpan, Coyoacán, Álvaro Obregón, Magdalena Contreras, Cuajimalpa, Iztapalapa y Tláhuac presentan lluvia ligera.

Por su parte el Sistema de Transporte Colectivo (STC) de la capital anunció que implementó la marcha se seguridad en la red, por presencia de lluvia en varios puntos de la urbe.

Las inundaciones han provocado afectaciones viales y asentamientos vehiculares en arterias principales y secundarias de la capital. El sistema de transporte Metrobús ha detenido su marcha a la altura de Ticomán.

Personal de la delegación Gustavo A. Madero y del Sistema de Aguas de la Ciudad de México laboran en los distintos encharcamientos que se presentan en la demarcación.

INUNDACIONES:

Gustavo A. Madero

Lateral de Insurgentes al norte y Quetzalcóatl Col. Santa Isabel Tola, se presenta un espejo de 200 metros y un tirante de 30 cm.
Fama esquina Fundidora de Monterrey, Colonia Industrial, se presenta un tirante de 30 cm.
José Joaquín Herrera y Guadalupe Victoria, Col. Martín Carrera, espejo de 200 metros y tirante de 50 cm.

Cuauhtémoc

Ciprés y Circuito Interior, Col. Atlampa, se presenta un espejo de 80 metros y un tirante 35 centímetros.

ENCHARCAMIENTOS:

Gustavo A. Madero

Col. Santa Isabel Tola. Sobre Av. Insurgentes con dirección al Norte se tiene una afectación de hasta 40 cm de tirante por 200 metros lineales. En el lugar quedó varado un vehículo particular y una vagoneta de transporte público.
Tetrazzini y Alfredo Robles Domínguez Col. Vallejo, se presenta un espejo 50 metros y un tirante 20 cm.
Circuito interior y Congreso de la Unión Col. Mártires de Río Blanco, se registra un espejo de 40 metros y un tirante de 15 cm.
Avenida IPN y Montevideo, Col. Lindavista, espejo 50 m y tirante 15 cm.
Constancia y Río Blanco, Col. Industrial, espejo de 50 m y tirante de 15 cm.

Miguel Hidalgo

Quetzalcóatl y Nopaltzin Col. Tlaxpana MIH, con un espejo de 100 metros y un tirante 15 centímetros.
Nezahualpilli y Melchor Ocampo, Col. Tlaxpana, se presenta un espejo de 30 metros y un tirante de 20 cm.
Gutemberg y Melchor Ocampo, Col. Verónica Anzures, espejo de 20 metros y tirante de 10 cm.

Cuauhtémoc

Circuito Interior (Av. Río Consulado), Esq. Wagner, Col. Peralvillo, se presenta un espejo de 50 metros y 35 centímetros.
La zona de Ciudad Nezahualcóyotl también se ha visto severamente afectada por las lluvias de esta tarde.

La zona de Ciudad Nezahualcóyotl también se ha visto severamente afectada por las lluvias de esta tarde.

Fuente: http://www.excelsior.com.mx/comunidad/2017/07/11/1175048

Leer

Las inundaciones en China derribaron edificio de cinco pisos sin oponer resistencia 12/07/2017


El episodio tuvo lugar luego de casi una semana de precipitaciones que provocaron ya la muerte o desaparición de 44 personas en el distrito de Ningxiang, en la provincia de Hunan.

El volumen de las precipitaciones causaron que unas 815.000 personas, es decir, el 56 por ciento de la población del distrito, sufran pérdidas en sus propiedades a causa de las inundaciones.

El Centro para la Prevención de Inundaciones informó que desde el 22 de junio cayeron en el distrito fuertes lluvias, lo que provocó el peor desastre natural de la zona en 60 años.

Fuente: http://www.ambito.com/889621-las-inundaciones-en-china-derribaron-edificio-de-cinco-pisos-sin-oponer-resistencia

Leer

Extienden aviso de prevención por lluvias, reportan caída de árbol e inundaciones 10/07/2017


Inundaciones, caídas de árboles y deslizamientos de tierras fueron el resultado de las fuertes lluvias que se registraron este domingo en diferentes puntos del país, confirmó el director del Sistema Nacional de Protección Civil (Sinaproc), José Donderis.

En el sector de El Chorrillo de Penonomé, provincia de Coclé, una persona resultó herida tras un deslizamiento de tierra que afectó su vivienda, mientras que en el distrito de Soná, en Veraguas, varias viviendas resultaron afectadas por el desbordamiento de los ríos Tobálico, Tríbique y San Pablo.

Funcionarios del Sinaproc se presentaron en el área para auxiliar a las personas y se mantienen monitoreando los afluentes.

En Colón, el Instituto Profesional y Técnico de Colón también resultó afectado y el Ministerio de Educación informó de la suspensión de las clases en este centro educativo hasta mañana. El resto de las escuelas tienen sus jornadas en horario regular.

En Betania, se reportaron varios árboles caídos sobre los cables de energía eléctrica.

Los bomberos se presentaron para realizar los trabajos de remoción.

El Centro de Operaciones de Emergencia del Sinaproc mantiene el monitoreo.

Fuente: http://laestrella.com.pa/panama/nacional/inundaciones-caida-arboles-fuertes-lluvias-pais/24011946

Leer

Cierran acceso a San Mateo Atenco por fuertes inundaciones 10/07/2017


Tras la caída de lluvias fuertes en diversos municipios del Valle de Toluca durante las últimas horas que provocaron el encharcamiento de agua en avenidas principales del municipio de San Mateo Atenco, el acceso principal fue cerrado a la circulación desde la carretera México-Toluca.

Las autoridades municipales y estatales consideraron que el nivel del agua Impedía a los automóviles ingresar, además de que comenzaron a realizar trabajos para drenar el agua y evitar que se introduzca a domicilios.

En las avenidas Pino Suárez, Leona Vicario, así como en San Mateo Atenco la precipitación dañó algunas coladeras. En varios puntos el agua alcanzó los 60 centímetros de altura.

Las anegaciones provocaron que algunos vehículos quedaran varados en la zona, por lo que Protección Civil local implementó un operativo de apoyo y limpieza en los puntos afectados.

En el acceso principal a San Mateo Atenco, los encharcamientos movilizaron a los cuerpos de emergencia. Elementos de la Comisión Estatal de Seguridad (CES) se encuentran en el sitio con vehículos acuáticos de rescate para apoyar a los automovilistas y transeúntes.

Hasta el momento no se reportan afectaciones a viviendas, solo encharcamientos en avenidas principales.

Fuente: http://www.excelsior.com.mx/comunidad/2017/07/09/1174678

Leer

Las lecciones de las inundaciones de Perú 07/07/2017


Las inundaciones que arrasaron el norte de Perú el pasado marzo se llevaron consigo decenas de puentes, que sucumbieron a la potencia de las riadas. Algunos, de pocos años, cayeron mientras, a no muchos metros, otros con siglos de antigüedad permanecían en pie. “No es que nuestros abuelos supieran construir mejor que nosotros”, ironiza Tomás del Carril, ingeniero experto en esta infraestructura. “Sucede simplemente que no se planearon bien”.

De la tragedia, que afectó a casi un millón de personas, también se sacan enseñanzas. Es lo que pusieron ayer en común una veintena de expertos en el foro Un nuevo norte: experiencias internacionales para la reconstrucción, que organizó este jueves el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Lima.

Pablo de la Flor, director ejecutivo de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios, que es como se llama el organismo estatal que pilota los trabajos para volver a la normalidad en las zonas afectadas, hizo un repaso del proceso que ha de afrontar, teniendo en mente que “la tragedia no fue natural, sino una falla en la capacidad de planeamiento”. “Debemos reconstruir fortaleciendo la resiliencia y la infraestructura que vamos a montar. Había poblaciones en los cauces de los ríos, en quebradas activables; necesitamos una nueva mirada a todo esto en la reconstrucción”, subrayó.

Algunos de los retos que encontrará en este camino, según sus propias palabras, son los de colocar al ciudadano en el centro del proceso para restituir su bienestar, coordinar los tres niveles administrativos del Estado para que trabajen como uno solo y luchar contra la corrupción, que ha sido otra de las grandes tragedias del país en los últimos años y que sobrevuela cualquier gran inversión de dinero.

Por eso, la reconstrucción del país necesita ser especialmente transparente y creíble. Con la asistencia técnica del BID, se pondrá en marcha un portal de transparencia para que los 20.000 millones de soles (unos 5.400 millones de euros) que se van a invertir en los próximos tres años puedan ser auditados por todo el que lo desee con un rendimiento de cuentas de cada documento y cada proceso que se inicie.

Se necesitarán todos estos recursos para reconstruir 2.000 kilómetros de vías, rehabilitar 1.500 colegios, reconstruir otros 500, además de 900 centros médicos, y sistemas de riego destrozados por un fenómeno conocido como el Niño costero, que se produce por un inusual calentamiento del océano Pacífico: el agua se evapora en grandes cantidades y se condensa al llegar a la sierra, ocasionando las lluvias que terminan por desbordar ríos y arroyos.

En este propósito de salir reforzados del desastre es clave no reasentar a estas personas en zonas de riesgo, algo “de una dificultad extrema”, en palabras de Agustín Aguirre, gerente de infraestructura del BID. Lo sencillo, en su opinión, es reconstruir, pero hay una parte social mucho más complicada. El ejemplo lo puso Iván Lira, director de gestión de Riesgos de México: “En mi país hay una relación directa entre población indígena y lugares de mayor peligro. Tiene un apego a su tierra muy especial, por lo que nos cuesta mucho mover a las personas a otros lugares sin desapropiarlos de su identidad. Estamos intentando aprovechar estos momentos de resiliencia para ir ordenando un territorio que no lo estaba”.

Para hacerlo con éxito es necesario integrar en la toma de decisiones a la sociedad civil, a las empresas y al propio estado, según María Ignacia Arrasate, investigadora del programa Zofnass para infraestructura sostenible de la Universidad de Harvard. “No es fácil. Requiere gran transparencia, comunicación, flexibilizar procesos y trabas administrativas. Y tener en cuenta que no solo se trata de reconstruir lo físico, sino integrar gestión de riesgo en la planificación de obras; no solo mitigar, sino afrontar lo que causó el desastre: los problemas socioeconómicos, la mala ubicación, lo que lleva a que nuestras ciudades sean vulnerables”, reflexionó.

Porque detrás de las infraestructuras débiles hay normalmente sistemas de protección social débiles, desigualdades y pobreza. Para evitar que se caiga un puente con una riada, basta con —según el experto— que sus fundaciones estén bien profundas, en suelo firme. Mejorar los cimientos sociales que están en el fondo del problema es más complicado.

Fuente: https://elpais.com/elpais/2017/07/07/planeta_futuro/1499381587_672187.html

Leer

Graves inundaciones en hospitales, carreteras y Metro tras las lluvias en Madrid 07/07/2017


Bomberos del Ayuntamiento realizaron ayer un total de 50 intervenciones en la ciudad de Madrid en tan solo 35 minutos, entre las 18.15 y las 18.45, debido a las fuertes lluvias que arreciaron sobre la capital, donde los servicios de Emergencia tuvieron que gestionar hasta 154 expedientes.

Carabanchel, Latina y Tetuán fueron algunos de los distritos más afectados.Grandes retenciones, inundaciones, acumulaciones de agua en las aceras, árboles en mal estado o pequeños incidentes, como cornisas o macetas caídas en la vía pública, fueron los hechos más significativos ocasionados por la tormenta.

También Metro de Madrid se vio afectado por la tormenta, que provocó que se suspendiera el servicio de manera temporal en varios tramos y, casi todos ellos, presentaron incidencias de algún tipo, según indicó un portavoz. El agua llegó a interrumpir la circulación en la línea 6 entre las estaciones de Argüelles y Alto de Extremadura durante 15 minutos. Otra de las estaciones afectada por las inundaciones fue la de Marqués de Vadillo.Además, las fuertes lluvias provocaron que se restringiera el acceso al túnel de la M-30 en sentido A-3, aunque poco después se volvió a permitir el paso.

El aeropuerto Adolfo Suarez Madrid Barajas se vio igualmente afectado por las intensas precipitaciones. Ayer por la tarde, el agua se coló en el vestíbulo principal de la terminal T4 y llegó a inundar varios accesos a los aviones.

Como incidentes menores, se formó una balsa de agua que impidió el paso de vehículos en Vía Lusitana, en el distrito de Carabanchel, al igual que en la salida de la M-30 a la A-5, así como problemas pequeños en la zona de Legazpi y Virgen del Puerto. El más importante ocurrió en avenida de la Ilustración.

Entre otras instalaciones afectadas destaca, por ejemplo, la estación de Chamartín, donde se registraron problemas con las goteras en algún comercio.Además, la bandera que ondea en la fachada de la comisaría de Policía Nacional del distrito Centro cayó en la vía pública y tuvieron que acudir los bomberos para sanear la fachada y evitar más desprendimientos.

"Es increíble que esta comisaría, que es uno de los bastiones más importantes dentro de la ciudad de Madrid para la Seguridad Ciudadana y donde se recogen la mayoría de denuncias de los turistas que visitan nuestro país, esté en esas pésimas condiciones, las cuales ya sobrepasan las medidas de seguridad y autoprotección de los funcionarios que en ella trabajan", denunció la Unión Federal de Policía (UFP).

Del mismo modo, en el complejo de la Casa de Campo donde se encuentran ciertas unidades especializadas de la Policía como pueden ser Guías Caninos, Caballería y UPR se produjeron más inundaciones.

No es la primera vez que se anegan estas dependencias. En este mismo espacio, se registraron inundaciones en la sede del Samur.

Todo esto ocurrió después de que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) elevase ayer por la mañana a naranja la alerta por lluvias y tormentas de fuerte intensidad.Pacientes de La Paz, reubicadosLa fuerte tormenta también provocó inundaciones en distintas dependencias del Hospital La Paz, en el que tuvieron que reubicar a pacientes en el Hospital Clínico San Carlos y en el Ramón y Cajal, entre otros, según informaron fuentes del sindicato MATS.

Concretamente, detallaron que las inundaciones más graves se produjeron en Urgencias de La Paz y también en otras estancias como la centralita o la sala de traumas. Así, publicaron en redes sociales varias fotografías en las que se pueden ver los pasillos de las Urgencias inundados con el mensaje "No es Venecia, son Urgencias La Paz". También publicaron fotografías de la sala de Resonancias del hospital Ramón y Cajal encharcada.

Fuente: http://www.elmundo.es/madrid/2017/07/06/595ea732268e3e8d068b464b.html

 

Leer

La presa de Valverde de la Vera revienta y provoca inundaciones 06/07/2017


El muro de contención de la presa de Valverde de la Vera (Cáceres) se ha roto a primera hora de esta mañana, lo que ha ocasionado el desbordamiento de la misma y ha provocado inundaciones —agua y lodo han recorrido las calles del municipio—, aunque no hay que lamentar daños personales.

La alcaldesa de Valverde de la Vera, Nathalie Victoria Deprez García, ha confirmado que sobre las siete de esta mañana "ha reventado" la presa, situada en la parte alta del municipio, que ya había dado problemas y que recientemente había sido sometida a algunos arreglos.

La Junta de Extremadura ha informado de que ha activado el nivel 1 del Plan Especial de Protección Civil ante inundaciones por la riada que ha sufrido la localidad por una fisura en una balsa de abastecimiento de agua de la zona. Según la Junta, no se tiene constancia de que la rotura haya causado daños personales. A la zona se han desplazado varias dotaciones de bomberos, doce patrullas de la Guardia Civil, la Policía Local y miembros mantenimiento de la Junta de Extremadura.

El presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, se encuentra en la sede del 112 de Mérida para conocer de primera mano la evolución y alcance de la inundación.

La alcaldesa de Valverde de la Vera ha explicado que la rotura ha provocado que el agua y lodo hayan corrido por las calles del pueblo, causando daños en piscinas, casas e incluso afectando a la carretera EX-203, que une este municipio con el de Villanueva de la Vera. También ha dicho que en un primer momento ha dejado a algunos vecinos atrapados en sus casas, aunque ya han podido ser rescatados por los bomberos que se encuentran en la zona, así como por efectivos del 112, Protección Civil y la Guardia Civil.

La alcaldesa se ha congratulado de que no haya que lamentar daños personales y que, "una vez pasado el gran susto y el caos inicial", solo haya daños materiales. Deprez García ha agradecido "la coordinación" con la que han trabajado los diferentes servicios.

Fuente: https://politica.elpais.com/politica/2017/07/05/actualidad/1499245364_112565.html

Leer

Dos muertos y once desaparecidos en inundaciones en Japón 06/07/2017


Las lluvias torrenciales que están afectando al suroeste de Japón han causado inundaciones y corrimientos de tierra que han dejado hasta este jueves al menos dos muertos, once desaparecidos y casi medio millón de evacuados.

Las tormentas que han azotado la isla de Kyushu han superado los 120 milímetros por hora y el agua acumulada en las últimas 24 horas en las prefecturas de Fukuoka y Oita, las más afectadas, supera los 540 milímetros (1,5 veces más que la media de todo julio), según datos de la Agencia Meteorológica de Japón (JMA) recogidos por NHK.

Desaparecidos. Seis personas de ambas prefecturas continúan aún desaparecidas, incluido un niño, y se teme que puedan haber sido arrastradas por la corriente o enterradas vivas, según la Policía.

Las lluvias torrenciales que afectaron al oeste de Japón el miércoles ya dejaron un muerto y unos 20.000 evacuados, lo que se unió a los otros 20.000 desplazados por el tifón Nanmadol, que azotó el suroeste del país a principios de semana.
Algunas casas han sido completamente arrastradas por el agua y varias decenas han quedado seriamente dañadas, por lo que casi 500.000 personas han sido aconsejadas u obligadas a evacuar sus hogares. La JMA ha pedido la "máxima vigilancia" en algunas áreas de Fukuoka y Oita, ya que afirma que esta lluvia podría suponer uno de los mayores desastres naturales en el país en las últimas décadas.

Rescates. Los niveles récord de lluvia han causado interrupciones en el tráfico y en servicios de trenes regionales, según datos del Ministerio nipón de transporte. Algunos de los municipios más afectados han solicitado la intervención de las Fuerzas de Autodefensa (Ejército), que se han encargado de rescatar hasta ahora a más de 1.600 personas en ambas prefecturas.

Se espera, además, que unos 7.500 efectivos del Ejército, bomberos y policías participen en labores de búsqueda y rescate, según el Gobierno. Miles de casas continúan sin electricidad, y algunas áreas siguen a esta a esta hora sin cobertura móvil.

Fuente: http://rpp.pe/mundo/asia/dos-muertos-y-once-desaparecidos-en-inundaciones-en-japon-noticia-1062468

Leer

Inundaciones: los planes para recuperar las hectáreas afectadas 04/07/2017


Un proyecto para construir un acueducto de unos 90 kilómetros de largo, que vincule la laguna La Picasa con el río Paraná y regule el desborde de agua, que ya ocupa 45 mil hectáreas de Santa Fe y Buenos Aires, está en estudio en la subsecretaría de Recursos Hídricos de la Nación, en un intento por dar una "respuesta estratégica" a una región que aumentó 18 veces su territorio inundado en medio siglo.

El plan, todavía en boceto, busca llevar alivio a las localidades de la cuenca de La Picasa, una superficie de 5.346 kilómetros cuadrados.

Por otro lado, un millón de hectáreas afectadas por las inundaciones de los últimos meses será saneado en los próximos dos años con la construcción de canales, embalses y trabajos de dragado en arroyos y afluentes del río Salado, en la llanura pampeana, y del río Uruguay, en la cuenca del Plata.

En el plan de obras para este año, con financiamiento del gobierno nacional, figura la construcción de un tramo de 160 kilómetros del canal San Antonio, entre la localidad cordobesa de San Francisco y el río Carcarañá, en Santa Fe, que arrancará en dos meses, con un presupuesto de 771 millones de pesos.

El plan, que abarca también el arroyo Las Tortugas, saneará 600 mil hectáreas y llevará alivio a unos 168.000 habitantes porque descomprime una región que recibe agua desde 1.100.000 hectáreas cordobesas, 150.000 santafesinas y de algo más de 40 canales secundarios.

El canal San Antonio, que no se draga desde la década del 60, fue construido a principios del siglo pasado y es la principal vía de desagüe del centro y este de la provincia de Córdoba.

La sistematización del canal fue anunciada en 2007 por el anterior gobierno nacional, pero los trabajos nunca se iniciaron. En 2014 ocurrieron severas inundaciones en la zona y eso llevó a que Córdoba y Santa Fe empezaran a discutir políticas hídricas en las cuencas comunes.

La subsecretaría de Recursos Hídricos está dispuesta a avanzar en obras de mayor esfuerzo, que son de imposible financiamiento para las provincias, con la idea de que los distritos y los municipios, con presupuestos más chicos, inviertan a su vez en mejoras o reformas intermedias, accesibles para su economía.

"Muchas de estas obras, mientras se ejecutan, complican enormemente la vida de los vecinos, pero después se vuelven invisibles; no ocurre lo mismo cuando se pavimenta o se construye una plaza, que es algo que siempre está a la vista", explicaron en la subsecretaría de Recursos Hídricos de la Nación.

Asimismo, ocho ingenieros de la Dirección Nacional de Proyectos y Obras Hidraúlicas, que depende de la subsecretaría de Recursos Hídricos de la Nación, trabajan en el diseño de un sistema que entube el exceso de agua de La Picasa y lo traslade desde la localidad santafesina de Teodolina hasta el Arroyo Pavón, en la misma provincia.

La idea, impulsada por subsecretario de Recursos Hídricos, Pablo Bereciartúa, apunta a "regular excesos y faltantes de agua en una región estratégica, no sólo para dar solución al problema de las inundaciones sino también para afrontar épocas de sequía".

Toda esa zona, que en algunos sectores tiene hasta seis metros de profundidad de agua acumulada, cumple un rol clave en la producción agropecuaria del país, especialmente en el segmento lechero.

El proyecto -que deberá ser evaluado y aprobado por el comité de cuenca de la laguna- contempla el aprovechamiento del canal Alternativa Norte como punto de toma del agua, que luego sería conducida por tubos bajo tierra y descargada el arroyo Pavón.

Bereciartúa, ingeniero civil, académico y consultor, detalló a Télam que por ahora están en estudio aspectos morfológicos y técnicos, la traza y los materiales necesarios para el emprendimiento.

Explicó que, por tratarse de una cuenca endorreica, La Picasa tiene como "única salida posible" el desborde y si bien reseñó que se trata de un problema "histórico", señaló que en 51 años "aumentó 18 veces el territorio inundado".

En 1966 la superficie anegada fue de 2.164 hectáreas; en el 2012 el desborde cubrió 39.154 hectáreas; y en la actualidad ya supera las 45.000.

La Picasa cuenta con dos estaciones de bombeo que extraen 5 metros cúbicos por segundo, pero hasta ahora no lograron disminuir el tamaño de la laguna. "Es como intentar sacar agua con un balde en el medio del mar y arrojarla cinco metros más lejos; no sirve porque es todo agua", graficó el subsecretario.

"Más allá de soluciones coyunturales hace falta pensar en infraestructura sostenible e inteligente; es necesario que las obras sean integrales, que incluyan la actividad productiva, los usos del suelo, las políticas de gestión de riesgos, la dimensión ambiental y especialmente los escenarios de mediano y largo plazo", reflexionó.

De materializarse el proyecto, podría regularse también el aporte de La Picasa a las lagunas Salada, Mar Chiquita, Gómez o El Carpincho, y enfrentar los futuros ciclos secos con "abastecimiento estratégico de agua dulce".

La laguna La Picasa se extiende entre Santa Fe y una franja del territorio bonaerense, en General Pinto. Su cuenca ocupa 2.100 kilómetros cuadrados en tierras santafesinas; 900 en la provincia de Buenos Aires; y 2.500 en el sudeste de Córdoba, donde abundan lagunas y bañados.

Fuente: https://www.clarin.com/rural/inundaciones-planes-recuperar-hectareas-afectadas_0_BkBKq7K4-.html

Leer